Es posible detectar problemas en la circulación de las extremidades aún antes de que aparezcan los síntomas mediante un estudio rápido, sencillo y no doloroso llamado Ultrasonido Doppler de Onda Contínua. Este estudio brinda información importante acerca del estado de la circulación arterial en las extremidades. También es un método de seguimiento en pacientes en control de su enfermedad vascular periférica y en pacientes post-operados.